Soporte

Envío nacional gratis en compras de +$1,399 pesos

logotipo-natali-ruiz Natalí Ruíz
 Natalí Ruíz

BROTES DE CRECIMIENTO

Quizás antes de tener un bebé nunca habías escuchado el término “brote de crecimiento”. Sabemos que la producción de leche que produce tu cuerpo se va regulando mediante la demanda y succión del bebé, a más demanda más producción de leche. A pesar de esto, existen ocasiones en donde por diversos motivos los bebés parecen no estar completamente satisfechos o incluso incómodos al momento de alimentarse.

Este comportamiento muchas veces nos angustia como mamás y sobretodo si no tenemos la información acerca de lo que está sucediendo. Es uno de los motivos donde se comete el error de empezar a suplementar al bebé con leche de fórmula porque “no está llenando”.

Se conoce como crisis, brotes o escalones de crecimiento a esta situación en donde el bebé parece no estar conforme con la producción de leche de su mamá. Ocurre a las tres semanas de nacido y de nuevo a las seis semanas de nacido. Ocurre para que la producción de leche aumente. Los momentos principales donde ocurren estos brotes de crecimiento son:

  • A las 3 semanas de vida

  • A las 6 semanas de vida 

  • A los 3 meses de vida

  • A los 9 meses de vida

  • Al año de vida

En este momento es difícil realizar las tareas cotidianas de la casa o de la vida. Recuerdo cuando Ava pasó por su primer brote de crecimiento, quería comer TODO el tiempo (foto de prueba jajaj)… Tenía que desayunar en mi cuarto, no tenía tiempo de meterme a bañar ni ponerme a trabajar porque en el momento que la dejaba pasaban 15-20 min y ya quería volver a comer. La buena noticia es que estos brotes de crecimiento no duran mucho y realmente aumentan la producción de leche. Hay que ser pacientes y no suplementar con fórmula porque sino no se cumplirá el objetivo.

Aquí te paso algunos consejos para superar los brotes de crecimiento:

  • No forces a tu bebé a dejar de comer.

  • Dale pecho en un lugar tranquilo y sin estímulos externos para que la toma sea mucho más tranquila y amena para ambos.

  • No esperes a que tu bebé llore para darle de comer, busca sus signos de hambre antes de que se ponga en desesperación.

  • Utiliza el fular, ahí pueden comer mientras haces otras tareas.

  • Ten paciencia, mucha paciencia. Así como llegó este brote, se irá.


\"3dfef0f1-f7da-4bb9-a863-83dc011f0e25.jpg\"

— ESPERA —

no te puedes perder esto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *