Soporte

Envío nacional gratis en compras de +$1,399 pesos

logotipo-natali-ruiz Natalí Ruíz

PRIMER DÍA DE ESCUELA DE TU HIJO: CONSEJOS PARA EL PROCESO

 Natalí Ruíz

PRIMER DÍA DE ESCUELA DE TU HIJO: CONSEJOS PARA EL PROCESO

Esta semana Ava entró a la Escuela por primera vez y para  nosotros como papás aveces es duro dejar a nuestros hijos por primera vez en la escuela y separarnos de ellos cuando solíamos pasar todo el tiempo juntos, aún sin embargo sabemos que es una experiencia que deben vivir y los hará crecer y desarrollarse mucho más.

Para tu hijo que siempre ha estado con mamá y papá entrar por primera vez a la escuela es un reto quedarse en otro lugar con personas que no conoce, compartir con otros niños y lograr el vínculo maestra-alumno para comenzar con el periodo de desapego a mamá. Es un proceso que cada niño vive en tiempos diferentes para adaptarse.

Es por eso que me di la tarea de investigar algunos de los consejos que a nosotros como papás y a nuestros hijos nos pueden servir para llevar este proceso de adaptación de la mejor manera.

Hazlo parte del proceso

Cuando estés buscando escuela llévalo a conocerlas, pídele su opinión, platícale lo que sucede en las escuelas, que entre en ambiente y se sienta cómodo para que se familiarice con el lugar. Con esto despertará su curiosidad de querer entrar a esa nueva etapa.

Juego simbólico en casa

Jueguen a la escuelita con sus muñecos o peluches. La idea es que vaya sabiendo qué es lo que ocurre en una escuela y comience a verlo como algo normal, incluso antes de que comience a ir.

Algo bueno y divertido

Enséñale a tu hijo que ir a la escuela es algo bueno y divertido, deséale que tenga un muy bonito día, de alguna manera esto abre paso a la comunicación entre ustedes para que al recogerlo te platiqué como le fue y que le gusto.

Infórmate del proceso de adaptación 

Existen escuelas que los primeros días de clases te permiten quedarte en la escuela para que tu hijo sienta seguridad deque mamá o papá saben lo que está pasando, con quienes están y que están haciendo reduciendo la posibilidad del llanto al casi 100% aún sin embargo tu hijo debe saber que en ese momento la autoridad la tiene la maestra y que ellos podrán ayudarlos y protegerlos durante ese tiempo. 

También otro método de adaptación que llevan a acabo las escuelas es comenzar con lapsos cortos de tiempo al inicio de los primeros días de  clase de tu hijo y conforme se vaya adaptando ir aumentando el horario de la rutina escolar.

¡Mamá se fuerte! 

No llores frente a tu hijo el primer día de clases y no te muestres triste. Para tu hijo el ir a la escuela es un gran paso, algo bueno. Ayúdale a que así sea. 

Déjalo que prepare su mochila

Que guarde sus útiles nuevos, que vea qué son sus cosas y que se alegre de esperar con ánimos el primer día.

Platica con el sobre sus sentimientos y lo que piensa 

Es normal que al principio no pase sus mejores días o que extrañe a mamá, pero es muy importante que le preguntes, lo escuches y lo entiendas. Explícale lo que está bien y lo que puede mejorar al día siguiente para que sea un buen día. Para nada uses algún tipo de chantaje emocional como “no llores porque mamá se pone triste” mejor platica con el, que vea que entiendes lo que siente.

Un objeto especial 

En algunas ocasiones llevar con ellos algún objeto especial que lo haga sentir cerca de mamá y papá, cerca de casa como algún suéter favorito, algún peluche, o algo dentro de su mochila lo ayudará a consolarse si necesita de ti mientas no estás.

Las despedidas 

Evita una despedida larga y conmovedora eso lo hará sentir que la escuela es algo malo y preocupante, siempre despídete con una sonrisa un “nos vemos más tarde” y un fuerte abrazo. Recuerda nunca “escaparte” aunque parezca algo sencillo, corres el riesgo que pierda la confianza en ti, por eso al despedirte demuéstrales seguridad y amor, así se sentirá más seguro de si mismo. Incluso puedes implementar una rutina de despedida constante, puedes contarle una historia camino a la escuela o inventar un saludo.

No llegues tarde por el 

Ellos al ver que empiezan a llegar los papás de  todos sus compañeros excepto los suyos suelen sentirse ansiosos y preocupados. Recuerda que para ellos unos minutos de retraso se sienten como una eternidad en especial los primeros días. Dale la confianza de saber que si le dijiste que volverías por el a la salida, así será y que siempre volverás por el.

Recuerda que todo esto es un proceso nuevo para tu hijo y que con el tiempo se irá adaptando a su nueva rutina, compañeros, maestros… etc. Haz que sepa que cuenta con tu apoyo.

 Platícame en los comentarios ¿cómo te fue en el primer día de tus hijos?

TAMBIÉN PUEDES LEER ACERCA DE…

— ESPERA —

no te puedes perder esto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *