Soporte

Envío nacional gratis en compras de +$1,399 pesos

logotipo-natali-ruiz Natalí Ruíz

Habilidades y beneficios de practicar actividades de jardinería con tus hijos

 Natalí Ruíz

¿Cuáles son los beneficios de realizar actividades de jardinería con tus hijos?

Trabajar en un jardín, ya sea plantando en una maceta al aire libre o incluso cuidando de un terrario, aporta muchas cosas positivas para los niños.

No solo aprenden sobre la naturaleza, sino que, además, se divierten sin darse cuenta de que están realizando un trabajo y desarrollando responsabilidades.

Involucran todos los sentidos 

Al trabajar con actividades relacionadas con la jardinería, realizan varias tareas que involucran el juego sensorial. Por ejemplo, meten las manos en la tierra, lo que provoca sensaciones físicas. Añaden un poco de agua y ven qué cambios provoca esto en la tierra. Ven crecer las plantas y flores o cultivan un vegetal que pueden comerse y ver cómo sabe.

Fomenta una alimentación saludable

Si a tu hijo no le gustan las verduras o la fruta, una gran idea es intentar cultivar una verdura o una fruta. Que él vea cómo se planta, cómo se cuida y cómo crece. De esta forma estará orgulloso y emocionado de haber cultivado un alimento que es muy probable que sienta curiosidad por probar.

 Natalí Ruíz

Podemos animarlo a probar la verdura o fruta directamente desde la planta, solo con lavarla, o invitarlo a que nos ayuden a prepararla en la cocina.

Mejora el desarrollo de la motricidad fina

Hablando de cosas que van desde recoger semillas diminutas hasta arrancar hierbas marchitas y cuidar sus plantitas. La jardinería fomenta el desarrollo de las habilidades motoras finas en todo momento.

La jardinería fomenta la unión familiar

Mientras más manos trabajen, más ligero será el trabajo. La jardinería puede dar mucho que hacer, por lo que hacer el trabajo juntos, como familia, lo hace más llevadero y divertido. Esta es una excelente actividad que se puede realizar en familia.

 Natalí Ruíz

Aumenta el sentido de responsabilidad

Las plantas requieren mucho cuidado. Aprender a cuidar las plantas adecuadamente es una gran lección de responsabilidad para los niños. Recordar que tiene que regarlas para que no se sequen y no se mueran, estar pendiente si la planta crece mejor con luz del sol directa o indirecta y cuidarla y darle cariño constantemente.

Desarrolla habilidades matemáticas

Hay que conocer cosas concretas como cuántas semillas se pueden plantar en cada maceta o en cada fila de un huerto. Cuánta agua necesita cada maceta. Las matemáticas son una gran parte de la jardinería que los niños practicarán sin darse cuenta.

Ayuda a trabajar la paciencia

Que una planta crezca desde una semilla puede llevar días e incluso semanas. La jardinería, por lo tanto, es un gran recurso para trabajar la paciencia. Porque esperar siempre trae recompensas.

Además, practicar la jardinería con niños es una actividad gratificante, por lo que siempre es un buen momento para empezar a crear un jardín o, simplemente, plantar varias macetas en algún espacio de la casa.

Bibliografia: Fernández Azucena. (2020). Beneficios de realizar actividades de jardinería con tus hijos. Educación Primaria. (Eres mamá).

— ESPERA —

no te puedes perder esto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *